24 de noviembre de 2015









NIEBLA ELECTRÓNICA

Derribar la buena estrella, el horror al vacío
y la quietud envuelta de átomos ebullentes
dirige el porqué de tal verdad.
Magnífica máquina Quimera
destella en el campo de fino herrumbre
que no obra más que solo espiarla,
asir la cuestión, los campos la premura.
Pronto a destrozar el punto a secas,
su maniobra ahora es ley.
La estrategia
estriba en el placer, genuino motor.









No hay comentarios :

Publicar un comentario